No se me ocurre mejor día para hablar sobre mujeres emprendedoras que venden su valor, que en estos que celebramos el día de la mujer trabajadora.

Las que te presento aquí abajo no compiten por precio, ni intentan vender su servicio.

Lo que hacen es vender las soluciones que aportan a su cliente

Y tienen para ello una comunicación cuidada y una propuesta de valor bien definida, diferenciada, a la que sacan el jugo a través de una web con mensajes cuidados y potentes.

Algunas de ellas incluso han creado su propio universo verbal por el que son fácilmente identificables. Con lo difícil que es eso en este mundo hipersaturado, merecen una ola.

Ellas nos explican cómo aprendieron a poner en el centro de su comunicación a su cliente ideal y cómo eso les trajo beneficios en sus negocios.

Te dejo con ellas.

Laura López de lauralofer.com

Laura López fue mi mentora en Imperio Freelance. Un programa para creativos destinado a cobrar lo que merecemos y a recuperar el control de nuestro negocio.

Como tal, no podía faltar en este artículo.

Uno de los aspectos más destacables de Laura es que tiene varios conceptos sobre los que se basa su comunicación y que ha adoptado como propios: clientes tóxicos o freelantásticos (que es el nombre de su comunidad en Facebook) son algunos de los términos con los que podemos reconocerla fácilmente.

Ella misma se presenta:

Soy Laura, marketera de formación y creativa por naturaleza y además autora de los libros “Imperio Freelance” y “Creativo Freelance” (Anaya).


En 2013 lancé mi aplicación gratuita “Calculadora Freelance” que ha dado solución a más de 650.000 diseñadores y creativos freelance que no sabían cómo empezar a cobrar lo que debían. En 2015 junté mis 2 pasiones y decidí buscar y compartir soluciones a todos los problemas que había vivido durante mis primeros años trabajando como diseñadora gráfica/web freelance y que otros profesionales de la industria creativa los cometen también una y otra vez.


Desde entonces ayudo a diseñadores y creativos freelance a gestionar y simplificar su negocio para conseguir mejores clientes, tener un negocio rentable y disfrutar más de su profesión.

Y ahora, Laura es la primera en saciar mi curiosidad: cómo hace una creativa para comunicar su valor y destacar:

¿Cómo lograste dar con el problema principal de tu público objetivo?

Para mi fue sencillo dar con el problema que soluciono a mis alumnos y lectores porque es el que yo tenía cuando comencé a ofrecer servicios como diseñadora freelance: cobraba por debajo de lo que debía y eso traía como consecuencia clientes tóxicos y demasiadas horas de trabajo para todo el esfuerzo.

¿Supuso ese descubrimiento un avance en vender tu valor?

Desde luego, conocer bien a mi público y los problemas que tienen en su día a día como creativos freelance es un punto clave para hacer consciente a los emprendedores de la industria creativa que necesitan un cambio y que yo puedo ayudarles con la solución que ofrezco desde mi negocio. Eso pone en valor mi trabajo porque soluciono problemas que causan mucho estrés.

El primer paso es encontrar ese problema pero a la hora de comunicar tu propuesta de valor puede haber dificultades ¿Cómo fue el proceso de comunicar ese valor a través de tus mensajes escritos, por ejemplo, en tu web? ¿Necesitaste ayuda?

Ha sido una evolución y mucha escucha a mi audiencia. Esa es la clave, incluso aunque tú yo pasado pueda ser el perfil de tu cliente ideal como en mi caso. Escuchar de primera mano cómo expresan sus problemas y frustraciones tus clientes potenciales es la mejor fuente de inspiración para redactar tus textos. Por supuesto, me formo cada día para redactar mejores textos y para campañas de lanzamiento o en ocasiones concretas me he apoyado de copywriters para mejorar mis textos.

Lorena de Comunicazen

La reina de las storys en Instagram no podía falta en este post de mujeres emprendedoras que venden su valor.

Lorena es experta en comunicación digital, redes sociales y estrategias de contenido y visibilidad. Además de servicios, ofrece formación para las sacar todo el partido de Instagram.

Como el nombre de su emprendimiento indica, Lorena ha establecido la idea de estrategia digital sin estrés y comunicación zen. Algo de agradecer en este mundo que va a mil por hora y nos come…

¿Cómo lograste dar con el problema principal de tu público objetivo?

Practicando mucho la escucha activa. Siempre estoy muy pendiente de todos los mensajes que me llegan, y eso me ayuda a enfocar mucho mejor tanto mis contenidos como las formaciones de mi marca, para aportar mucho más valor.

Tener sesiones 1 a 1 con clientes durante una temporada, también me ayudó muchísimo. Me di cuenta que había diferentes problemas y bloqueos que se repetían, en diferentes sectores y en clientes distintos.

¿Supuso ese descubrimiento un avance en vender tu valor?

Totalmente. Eso me ayudó a enfocarme mucho más, y el foco es muy importante para aportar valor real y poder vender mejor.

El primer paso es encontrar ese problema pero a la hora de comunicar tu propuesta de valor puede haber dificultades ¿Cómo fue el proceso de comunicar ese valor a través de tus mensajes escritos, por ejemplo, en tu web? ¿Necesitaste ayuda?

Los mensajes de mi web han ido cambiando y evolucionando con mi proyecto. Cuanto más claro tenía el problema de mis clientes, más fácil se me hacía expresar por escrito qué era lo que yo hacía, cómo lo hacía y a quién ayudaba.

No necesité ayuda para escribirlos, puesto que yo he redactado siempre mis propios contenidos (¡estudié periodismo!), pero sí que necesité ayuda a la hora de validar las primeras ideas de los textos. Contacté con varias personas y también con gente de mi entorno que no está relacionada con el sector, y les pregunté si mis textos transmitían lo que yo creía que transmitían.

Sobre eso, hice modificaciones y matices. Me parece fundamental contar con terceras opiniones para saber si comunicamos lo que queremos realmente.

Paula Rauber de paulafotografia.com

Paula Rauber es fotógrafa y, aunque ha trabajado también la fotografía familiar, se está especializando en la fotografía de marca personal y de producto.

Ella es una de esas profesionales difíciles de encontrar. Su web no es un portafolio como tal, ni un popurrí de fotos. Utiliza mensajes para conectar con sus clientes y diferenciarse de su competencia, y lo consigue.

Encontrar una fotógrafa así no es nada fácil, ¡créeme! Por eso es un placer tenerla en este artículo de minientrevistas.

¿Cómo lograste dar con el problema principal de tu público objetivo?

Buscando conocerlo cada vez mejor y hablando con muchos clientes .

¿Supuso ese descubrimiento un avance en vender tu valor?

Si. Porque se trata de ayudar a solucionar los problemas de mi público.

El primer paso es encontrar ese problema pero a la hora de comunicar tu propuesta de valor puede haber dificultades ¿Cómo fue el proceso de comunicar ese valor a través de tus mensajes escritos, por ejemplo, en tu web? ¿Necesitaste ayuda?

Si. Comunicar es todo un reto.

Y es un proceso constante de evaluar y reposicionarte porque vamos evolucionando como emprendedores y nuestros servicios también.

Mucho tiempo llevé la comunicación sola con ayudas puntuales. Pero para mi reposicionamento de marca he decidido contratar los servicios de una profesional de copywriting para ayudarme a comunicar de la mejor manera posible.

Susana Torralbo de susanatorralbo.com

Susana es publicista, marketera y fotógrafa. ¡Casi nada!

Hoy en día vende varios servicios y cursos. Los más significativo para mí es su curso de Instagram, Insta&Roll, y sus Loft Sessions donde asesora a una emprendedora en todo lo que tenga que ver con su emprendimiento durante un día.

Pero lo que más me gusta de ella es que es experta en comunicación, y un simple vistazo a su cuenta de Instagram basta para darse cuenta.

Comunica con imágenes, pero también con palabras. Cuando hayas leído un par de sus posts, sabrás identificarla aunque no supieras de qué cuenta viene lo que estás leyendo.

Es inconfundible y adorable. Y además, auténtica.

Aquí nos cuenta cómo dio con su comunicación actual

¿Cómo lograste dar con el problema principal de tu público objetivo?

Fue sencillo porque conocía muchísimo a mi público objetivo.

Cuando lo conoces de verdad es muy fácil dar con ese problema: con qué dificultades se encuentra, qué situaciones enfrenta en el día a día, y saber cómo le puedes aportar valor y de qué manera le puedes ayudar.

Además, yo misma formo parte de mi público objetivo. Soy mujer, creativa y emprendedora. Se trata de un público muy afín a mi y con el que estoy en contacto continuamente en redes sociales, en grupos de mastermind o en eventos.

Gracias a esto me cuesta muy poco saber qué problemas tiene y de qué manera puedo ayudarle.

¿Supuso ese descubrimiento un avance en vender tu valor?

Absolutamente. Porque cuando tu intentas comunicar tu valor sin saber exactamente qué necesita la otra persona, lo que estás haciendo es dar palos de ciego.

Sin embargo, cuando eres capaz de ponerte en sus zapatos porque realmente conoces cuál es su situación y lo que necesita, tu comunicación sube a un nivel completamente superior. Y no sólo eso, porque al final la comunicación no es sino un reflejo de algo mucho más profundo.

Yo creo que cuando de verdad aportas valor es cuando conoces las necesidades y las dificultades de las personas a las que quieres ayudar, es algo en lo que no solo gana tu comunicación, sino que ganas tú como profesional y gana esa persona a la que vas a ayudar. Independientemente comuniques mejor; le vas a ayudar realmente y vas a trabajar de una manera mucho más acertada.

El primer paso es encontrar ese problema pero a la hora de comunicar tu propuesta de valor puede haber dificultades ¿Cómo fue el proceso de comunicar ese valor a través de tus mensajes escritos, por ejemplo, en tu web? ¿Necesitaste ayuda?

En mi caso no necesité ayuda porque tengo bastante facilidad de palabra; me expreso bastante bien. Es que además soy publicista de formación, en la carrera estudié varias cosas de copywriting y la importancia de los textos la traía de serie.

Así que las palabras no son un problema para mí.

Pero siempre hay que hacer un trabajo de bucear en tu propuesta de valor.

Es necesario hacer borradores, dejarlos reposar. Volver a ellos cuando hayan pasado unos días con las ideas más frescas y la objetividad mucho más afinada.

Creo que cuando terminamos de escribir algo rara vez es la versión mejor posible. Es necesario que los textos respiren, que nosotros oxigenemos las ideas y que volvemos a enfrentarnos a ellos en un segundo momento dejando pasar unos días. Así la objetividad volverá.

Porque cuando acabamos de escribir algo creo que no podemos ser objetivos con ello.

Después de ese borrador y el periodo de reflexión sí que llevo la propuesta definitiva.

También tengo un grupo de trabajo, de emprendedoras, a las que les suelo enseñar todo lo que voy haciendo, web, infoproductos que voy a sacar. Es un poco lo que comentaba al principio, que yo estoy en constante contacto con mi público objetivo.

Este grupo de emprendedoras es parte de ese público objetivo y me viene muy bien validar los textos con ella antes de darlos por finalizados.

Carmen Gloria de carmengloria.es

Carmen Gloria es community manager.

Pero no cualquier community manager. Es una de esas a las que me encanta seguir. Porque no vende gestión de redes sociales, vende soluciones para emprendedores que buscan posicionamiento, calidad y exclusividad a través de la gestión de las RR.SS. y la diferencia se nota.

Tiene una comunicación muy personal y cercana (si no has visto el vídeo de presentación de su web no te lo pierdas) y saca muchísimo partido a su marca personal como activo.

Su storys de Instagram son especialmente divertidas porque comparte sus formaciones en las que participan sus alumnos y le da un toque cercano único.

Es otro ejemplo fantástico de emprendedora creativa que vende su valor y no su precio, y tenía que estar aquí.

¿Cómo lograste dar con el problema principal de tu público objetivo?

Cuando yo empecé a trabajar mi marca personal fue donde comencé a ver la diferencia.

El problema en mi negocio es que me dirijo a dos públicos: empresarios que quieren mis servicios de community manager y personas que quieren formarse como community managers.

Encontré el punto de encuentro en la potenciación de mi marca personal. Cuando comencé a hablar de los problemas que tenían estos dos públicos objetivos, y supe separarlos pero hablándoles desde mi forma de ser auténtica, es donde comenzó a surgir la diferencia.

¿Supuso ese descubrimiento un avance en vender tu valor?

Supuso un cambio total. Fue ofrecerme yo, en lugar de mi servicio, ofrecer mi solución y mostrarme tal cual soy y todo comenzó a suceder: desde el aumento de ventas hasta que las empresas grandes confiaran en mí.

Muchas gente que consumía mis cursos me decían que no compraban el curso en sí, me compraban a mí.

El primer paso es encontrar ese problema pero a la hora de comunicar tu propuesta de valor puede haber dificultades ¿Cómo fue el proceso de comunicar ese valor a través de tus mensajes escritos, por ejemplo, en tu web? ¿Necesitaste ayuda?

Mi principal problema es que me daba vergüenza ser como yo soy, porque creía que esto sería un problema para atraer al tipo de cliente con el que yo quería trabajar.

Para ayudarme a superarlo hice una pequeña encuesta para localizar mi potencial y resultó que todos coincidían en algo. La comunicación es mi fuerte. Así que decidí dejar mis miedos atrás y comenzar a comunicar con toda la naturalidad de la que soy capaz. Y entonces, sucedió la magia.

Hasta aquí este post de minientrevistas donde 5 mujeres del sector creativo muy top nos cuentan cómo comunican su valor más allá de portafolios y precios.

Sus estrategias comienzan con un trabajo interno y “acaban” en comunicar aquello que necesitan transmitir para destacar de su competencia.

Y es que comunicar, y hacerlo de verdad, es primordial para cualquier negocio, sobre todo si se encuentra en un sector hipersaturado y tan competido como el creativo.

Si quieres dejar tu opinión, estaré encantada de leerte.

Compartir entrada: